Make your own free website on Tripod.com
BREVE RESUMEN DE CASOS VARIOS

Los casos y nombres de los pacientes que se mencionan, han sido ampliamente divulgados por los medios de comunicación y, por tanto, al mencionarlos no incurrimos en ningún atentado contra su privacidad.

AMPUTARON EL PIE ERRÓNEO: Guillermo L., de 51 años de edad, diabético, se despertó de la anestesia luego de sufrir una intervención de carcicoma en su pie derecho, descubriendo que le habían amputado el pie izquierdo, por error. Posteriormente y para salvarle la vida, tuvieron que reintervenirle amputándole en esta segunda ocasión el pie que se encontraba realmente afectado de carcicoma, quedando, pues, sin ninguno de ellos.

LE QUITARON LA RESPIRACIÓN ASISTIDA: Alfonso M. de 77 años, murió de insuficiencia respiratoria y parada cardiaca luego de que, por error, los Médicos que le atendian dieran orden de retirarle el mecanismo de ventilación asistida, al confundirle con otro paciente.

FALLECEN POR APLICACIÓN DE SUERO CONTAMINADO: Dos mujeres parturientas fallecieron por hemorragia que los Médicos no pudieron contener en un Hospital de la Seguridad Social de Toledo a las pocas horas de habérseles suministrado 250 c.c. de suero glucosado que resultó estar contaminado por una poderosa bacteria.

MUERE POR UNA ESPINA DE PESCADO: Mónica S., de 17 años de edad, falleció como consecuencia de la grave infección que le provocó una espina de pescado y la falta de asistencia por parte del Servicio de Urgencia de un Hospital Público en Burgos. La espina, que había ingerido durante una cena, le quedó clavada en el esófago y terminó afectando al pulmón y a la membrana externa del corazón. Mónica nunca fué ingresada en el Centro Hospitalario a pesar de sus reiteradas visitas, ni se le practicó radiografía de contraste ni esofagoscopia que hubieran posiblemente determinado su situación clínica. Sólo cuando ya era demasiado tarde fué trasladada al Hospital Primero de Octubre de Madrid, donde falleció.

NIÑO MUERE DE MENINGITIS POR ERROR DE DIAGNOSTICO: Antonio S.G. de 14 años, murió tras haber sido diagnósticado y tratado erróneamente de gastroenteritis, recetándole tan sólo una dieta blanda y tratándole durante días con medicamentos contra los vómitos sin ordenar su ingreso hospitalario para exploración, analisís y vigilancia, cuando en realidad presentaba todos los síntomas de estar padeciendo una sepsis meningocócica.

MUERE POR ABSOLUTA FALTA DE ASISTENCIA: Arturo B.I., de 61 años de edad, falleció por falta de asistencia médica en la noche del 22 de enero de 1990, conocida popularmente como "La Noche Negra del Gregorio Marañon". El paciente fué encontrado muerto en una camilla arrinconada en un pasillo del Servicio de Urgencias de dicho Hospital público sobre la una de la madrugada. "Nadie ha visto al enfermo" era la única anotación que figuraba en el Parte del Servicio. Este es un típico caso de delito de "omisión del deber de socorro sanitario", que como hemos visto anteriormente, desde ahora será juzgado por los ciudadanos, presididos por un Magistrado y constituidos en TRIBUNAL DE JURADO.

LE TRANSFUNDEN SANGRE DE S.I.D.A. POR ERROR: Juan R.R. falleció un año y medio después que se le practicara en un Hospital de la Seguridad Social, en Santander, un autotransplante de médula ósea para tratar de resolver el mieloma múltiple que padecía. Unas horas después de la intervención se le transfundieron plaquetas contaminadas con V.I.H. por un error en la identificación de la sangre. Según el Magistrado Ernesto Manzano que fué el encargado de juzgar el caso, "se infringieron los más elementales deberes de cuidado que cualquier persona mínimamente diligente hubiera observado".

LE DEFORMAN LAS OREJAS: Jesús A.R., de 40 años y profesión pintor, se sometió a una operación de cirugía estética de orejas ("otoplastia"), pues consideraba que las tenía de "soplillo". Como consecuencia de la misma, sufre deformidad y asimetrîa en ambos pabellones auditivos que le han sumido en enorme depresión y en una obsesión por el tema que le impide salir de casa y trabajar ("agorafobia").

MUERE POR DESCUIDO DEL ANESTESISTA: Vicente D.S. de 47 años, que fué anestesiado para que el cirujano pudiese llevar a cabo una intervención consistente en la reparación de la rotura del talón de Aquiles izquierdo. El Paciente salió de la intervención sufriendo una hipotensión mantenida, la cual, a pesar de aplicarse medicamentos reversores, no superó y como consecuencia de la falta de vigilancia por parte del anestesista reanimador en la Sala de Despertar, el enfermo sufrió daño cerebral irreparable, falleciendo posteriormente. El anestesista fué condenado penalmente por la Audiencia Provincial de Valencia mediante sentencia de 14 de octubre 1994, confirmada por el Tribunal Supremo.

NIÑO SUFRE PARÁLISIS TOTAL POR SUFRIMIENTO FETAL: Victor A.M. de 4 años de edad, sufre parálisis total de las cuatro extremidades y retraso mental severo a causa de las lesiones cerebrales que sufrió provocadas por la falta de oxigenación durante el parto ocurrido en un Hospital de Tarrasa. El prolongado sufrimiento fetal fué consecuencia de la insistencia del Médico Tocólogo en no practicar la cesárea a pesar de tratarse de un parto a todas luces riesgoso dada la pequeña talla de la madre (148 centímetros de altura y 45 kg. de peso). El niño nació amoratado, con dos vueltas de cordón rodeando el cuello, con aleteo nasal y sin llanto. El sufrimiento fetal se había prolongado más de una hora.

EL PAÍS, Madrid El hospital La Paz, de Madrid, ha accedido, tras año y medio de esfuerzo y cuatro mandamientos judiciales, a entregar a una madre, a través del juzgado, el historial clínico de su hijo de 15 años, que falleció en dicho centro en el mes de junio del año pasado.Este hospital madrileño llevaba año y medio negándose a entregar el historial clínico de un muchacho fallecido a su madre por razones de confidencialidad y, posteriormente, por hallar defectos de forma en el procedimiento elegido por el abogado de la madre, Gustavo López-Muñoz, para conseguir los documentos del joven muerto. El juez de primera instancia número 34 de Madrid requirió al hospital el historial clínico por cuarta vez el pasado 7 de diciembre para que éste fuera entregado "en el plazo improrrogable de dos días".El juez reenvió en esa última ocasión al hospital el escrito del abogado López-Muñoz en el que alegaba la importancia de tener los documentos para estudiar si hay fundamento para iniciar una causa por negligencia médica en el diagnóstico y el tratamiento dispensado al joven. Dicho escrito estimaba que la obstinada actitud de La Paz en denegar la entrega de la historia clínica daba a entender que sí existía un comportamiento culposo del hospital.Este escrito, junto con el mandamiento judicial en diligencias previas, entró en La Paz el 7 de diciembre, unos días después de que EL PAÍS publicara que La Paz niega historiales clínicos incluso a los jueces, lo que se ha producido en 40 ocasiones el año pasado, si bien este mismo hospital ha entregado hasta 500 historiales en 1999.El caso en el que ahora el hospital La Paz ha consentido ofrecer una copia del historial clínico se refiere a un muchacho que en abril de 1998 entró en las urgencias hospitalarias, donde le diagnosticaron "hidrocefalia y tumor cerebral". Días más tarde se sometió al menor a una intervención quirúrgica tras la cual el muchacho quedó tetrapléjico. El 12 de junio de 1998 murió.

EL HOSPITAL "LA PAZ" NIEGA LOS HISTORIALES CLÍNICOS INCLUSO SI LOS JUECES SE LOS PIDEN El centro madrileño alega "defectos de forma" y el carácter "confidencialísimo" de los datos. El hospital "La Paz" de Madrid no sólo niega los historiales clínicos a los familiares de los pacientes fallecidos por sida. Ni siquiera los facilita al juez cuando éste se los reclama mediante diligencias. En "La Paz" explican que este año han rechazado entregar sólo 40 de los 500 historiales requeridos por jueces; muchas veces, por "defectos de forma" y en defensa de la confidencialidad de los datos. Éstos se le niegan reiteradamente por ejemplo, a una madre que perdió a su hijo de 15 años hace un año tras una intervención quirúrgica, y ello a pesar de los tres requerimientos del juzgado. "Le negaron el historial y acudió a un abogado. En "La Paz" aseguraron ayer que el asunto se resolvió ayer mismo y que el historial se está enviando al juzgado, que lo había pedido el 29 de septiembre pasado. El letrado López-Muñoz asegura no tener constancia de ello todavía. El abogado Gustavo López-Muñoz ha creado recientemente la Fundación Pro-Pacientes "Cristina" para luchar con este tipo de incidentes."

"EL PAIS" 27 de noviembre 1999 / SOCIEDAD

Volver a Página Principal